top of page
  • Laura Meléndez

Hace 147 años, Porfirio Díaz llegó al poder por primera vez


Este 26 de noviembre, recordamos que un día como hoy, pero de 1876, el general José de la Cruz Porfirio Díaz asumió la presidencia de México, dando paso a la dictadura conocida como el "porfiriato" que le mantendría 35 años en el poder

 

José de la Cruz Porfirio Díaz Mori nació en Oaxaca de Juárez el 15 de septiembre de 1830 y fue un militar y dictador mexicano, que llegó a la presidencia de México, en 9 ocasiones; entre el 24 de noviembre de 1876 y mayo de 1911 Antes de asumir la presidencia fue un militar destacado que brilló por su participación en la Segunda Intervención Francesa en México. Combatió en la Batalla de Puebla, el Sitio de Puebla, la Batalla de Miahuatlán y en la Batalla de la Carbonera, resaltando sus acciones militares en Oaxaca, donde organizó guerrillas contra los franceses

 

Porfirio tomó armas contra el gobierno federal, en dos ocasiones, la primera contra Benito Juárez con el Plan de la Noria, y, posteriormente, contra Sebastián Lerdo de Tejada, enarbolando el Plan de Tuxtepec, asumiendo la presidencia tras el triunfo del plan de Tuxtepec.

 

Culminada la guerra de intervención francesa, Juárez, amparado en el artículo 128 de la Constitución de 1857 para permanecer en el poder, convocó a elecciones el 25 de agosto de 1867 venciendo a Díaz, por lo que el Congreso, declaró a Juárez ganador y mandatario constitucional del 1 de diciembre de 1867 al 30 de noviembre de 1871.

 

Porfirio Díaz, derrotado y abatido, decidió retirarse a La Noria donde el 2 de febrero de 1868 fue cesado del Ejército de Oriente, y Juárez le ofreció encabezar la legación mexicana en Washington, cosa que Díaz rechazó. De 1869 y 1870, vivió en La Noria al lado de su esposa Delfina.

 

Porfirio Díaz se presentó a las elecciones presidenciales de 1871 en la que Juárez era postulado por tercera ocasión y había otro candidato, el presidente de la Suprema Corte de Justicia, Sebastián Lerdo de Tejada. Los comicios se efectuaron el 27 de agosto, ganando de nuevo Benito Juárez con Díaz en segundo y Lerdo de Tejada: tercero. Los perdedores impugnaron la elección, pero Lerdo decidió retirarse de la pugna y volvió la Corte, pero Díaz, comenzó a ganar adeptos en el sur del país, y el 8 de noviembre lanzó el Plan de la Noria, llamando a los militares a luchar contra Juárez.

 

Oaxaca, Guerrero y Chiapas se unieron a Díaz, pero, pese a conseguir adeptos entre las clases más bajas, los sublevados de La Noria tuvieron un largo proceso de derrotas.  La noche del 18 de julio, Juárez falleció en la Ciudad de México, y Lerdo de Tejada asumió el interinato, por lo que el movimiento de La Noria perdió sentido.  Poco después, en octubre, fueron convocadas elecciones para presidente de la República y se presentaron como candidatos Porfirio Díaz y Lerdo de Tejada, ganando el interino.  Díaz volvió a Oaxaca, donde murió su hija y padeció una fuerte crisis económica viajando a Tlacotalpan, Veracruz donde su familia consiguió estabilidad económica.

 

Porfirio tenía aún ambiciones políticas y en octubre de 1874 ganó una diputación federal. Algunas políticas de Lerdo hicieron que el porfirismo ganara partidarios en la clase alta, afectada debido a que Lerdo expulsó a las órdenes religiosas y elevó impuestos en 1874.  A fines de 1875, Lerdo de Tejada anunció su interés por competir en las elecciones de 1876 y Díaz lanzó su candidatura, pero una serie de manifestaciones  contra Lerdo fueron sofocadas por la policía secreta del presidente y aumentó el descontento hacia el lerdismo. El 10 de enero de 1876, apoyado por  varios militares y la Iglesia Católica, Díaz lanzó el Plan de Tuxtepec, iniciando última guerra del siglo 19 en México.

 

Las derrotas de Díaz y sus partidarios no se hicieron esperar, puesto que la mayor parte del ejército era fiel a Lerdo y  Porfirio embarcó a Cuba, consiguiendo armas y adeptos Regresó a México, y derrotó a las tropas federales asumiendo el poder presidencial de facto tras la derrota y huída del presidente Lerdo de Tejada el 26 de noviembre de 1876.

 

Porfirio Díaz se convirtió en presidente la mañana del 5 de mayo de 1877, día en que protestó su cargo ante el Congreso de la Unión, después de haberse celebrado las elecciones de 1877 de forma extraordinaria.

 

Sería la Revolución Mexicana con Francisco I. Madero a la cabeza, quien orillaría a Díaz a dejar el cargo en 1911 exiliándose en Francia donde pasaría los últimos años de su vida.

Comentários

Avaliado com 0 de 5 estrelas.
Ainda sem avaliações

Adicione uma avaliação
logotipo.png
dias-lluviosos 1.jpg
bottom of page