top of page
  • bambarito59

Autoridades empiezan a tomar control tras desastre de Otis en Acapulco: la destrucción es enorme


A 48 horas de que el huracán Otis destrozara parte importante de la zona turística de Acapulco, las autoridades intentan establecer cierto orden en las calles y zonas más afectadas por el meteoro, al tiempo que llegan con ayuda para miles de damnificados, insuficiente pero que empieza a distribuirse pese a los problemas existentes todavía con las vías de comunicación y servicios básicos.

Previo a esto, se habían registrado en Acapulco una serie de saqueos de supermercados, tiendas de conveniencia, algunas viviendas y hasta en cajeros automáticos, durante las horas en las que reinó la anarquía apenas había pasado el huracán, sobre todo en la destrozada zona costera y su principal vialidad, "Miguel Alemán".

El presidente Andrés Manuel López Obrador había pedido a la población afectada no realizar actos de rapiña en medio de la emergencia y la escasez de alimentos, pero la necesidad y el desorden fueron superiores y hubo infinidad de saqueos.


La Asociación Nacional de Tiendas de Autoservicio no ha cuantificado el monto de las pérdidas de los comercios.


Se estima que el 80% de la zona hotelera quedó destruida por vientos de 270 kilómetros por hora, ráfagas de 330 km/h, y fuertes lluvias que azotaron en el estado de Guerrero.


La Secretaría de Energía informó que trabaja en coordinación para garantizar el abasto de combustibles en la entidad y para restablecer el servicio eléctrico a la brevedad.


Menciona que las empresas productivas del Estado, Petróleos Mexicanos y la Comisión Federal de Electricidad, ante los daños ocasionados por el impacto de este huracán, han estado trabajando para garantizar los servicios básicos que requiere la población guerrerense.


En el caso de la CFE, reporta que resultaron afectados más de medio millón de usuarios, de los cuales se ha restablecido el suministro eléctrico al 50% de los afectados.

Asimismo, con la evaluación de daños y para atender esta emergencia, se han dispuesto 1,406 trabajadores electricistas, 161 grúas, 548 vehículos, 52 plantas de emergencia, 21 torres de iluminación y 7 helicópteros.


El equipo de electricistas que conforman estas brigadas, trabajan en la reparación de la infraestructura y el restablecimiento de la energía al estado lo más pronto posible.


Petróleos Mexicanos ha informado que la terminal de almacenamiento y despacho de Acapulco, tiene en existencia poco más de 23.6 millones de litros entre gasolinas y diésel que permiten una autonomía de 18 días.


No obstante, se tiene programado que en próximos días arribe a este puerto un buque con 44 mil barriles de gasolina regular, 25 mil de gasolina premium y 3 mil de turbosina.


La Secretaría de Energía instaló en la planta baja de su edificio central, un centro de acopio para recibir donativos a partir de este jueves para ayudar a las familias que resultaron afectadas.


La Secretaría de Marina a través de la Armada de México mantiene el Plan Marina en su Fase de Auxilio, ante el impacto que tuvo el huracán “Otis” en el Guerrero.


A través de la Región Naval de Acapulco y en coordinación con dependencias de los 3 órdenes de gobierno, la Semar tiene desplegados 1,922 elementos, con el apoyo de helicópteros, vehículos pesados, aviones, una embarcación tipo Defender, embarcaciones tipo “Go Fast”, embarcaciones tipo “Zodiac”, cocinas móviles, ambulancias, potabilizadoras, 7 plantas generadoras móviles de electricidad, motosierras, y elementos especializados en atención a emergencias.


En la Zona Naval de Ixtapa Zihuatanejo 327 elementos navales se encuentran auxiliando a la población con el apoyo de vehículos pesados, buques y embarcaciones, ambulancias, un vehículo para traslado de personal, cocina móvil y potabilizadora.


Personal del Cuartel General del Alto Mando con sede en esta ciudad, así como de los Mandos Navales de La Paz, Baja California Sur; Lázaro Cárdenas, Michoacán; Topolobampo, Sinaloa; y Salina Cruz, Oaxaca; serán concentrados en el puerto de Acapulco


También se movilizaron médicos y enfermeros para sumarse a la atención médica en los albergues a personas damnificadas por esta emergencia.


En cuanto al apoyo de ayuda humanitaria, se tienen contempladas 3 mil despensas y 24 mil litros de agua embotellada para ser trasladadas a Acapulco y distribuidas a la población civil.


Más de 10 aeronaves de la Armada de México son movilizadas para efectuar vuelos de reconocimiento, transporte de personal y apoyo logístico.


La Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios envió una brigada para la atención a la emergencia causada por el paso del huracán Otis en Acapulco, con el objetivo de prevenir daños a la salud de la población.


Las acciones de vigilancia sanitaria en Acapulco y en la costa de Guerrero, consistirán en la supervisión a refugios temporales, centros de preparación de alimentos, centros de acopio, sistemas de abastecimiento de agua, depósitos de almacenamiento de agua para uso y consumo humano, pipas de distribución de agua potable y unidades médicas.


Entre las operaciones de saneamiento básico que se llevarán a cabo está la disposición correcta de excretas en albergues temporales y en sitios con afectación por inundación.


Asimismo, se realizará abastecimiento y monitoreo de cloro residual y aplicación de hipoclorito de calcio en fuentes de abastecimiento de agua para garantizar su potabilización


También se brindará capacitación a la población para promover la desinfección de alimentos

Personal de la Cofepris aplicará cal, para la desinfección correcta de focos infecciosos.


Algunos grandes hoteles tienen aspecto de cascarón ante la falta de ventanas, muebles y acabados. Miles de turistas quedaron a la deriva y el gobierno federal ofreció transporte aéreo para salir del puerto con el apoyo de varias aerolíneas.


La gobernadora de Guerrero, Evelyn Salgado, anunció que se habilitarían diariamente entre 30 a 40 autobuses para evacuar a los turistas atrapados.


En la Autopista Cuernavaca - Acapulco (Autopista del Sol), km 360, se habilitó la circulación para ambos sentidos, con reducción de carriles.


En la zona se continúan realizando las labores de atención. Se recomienda manejar con precaución y atender las indicaciones viales ya que la circulación es limitada por la afectación al tramo carretero.


Guerrero deberá hacer frente a las pérdidas económicas que dejó Otis, las cuales podrían ascender a 15 mil millones de dólares, según cálculos de la firma de análisis de riesgo Enki Research


Mientras tanto, la población acapulqueña espera que las autoridades no se olviden de ellos y atiendan sus necesidades, en una ciudad que vive, se desarrolla y funciona especialmente de la actividad turística y en la que las primeras imágenes del desastre se reflejan precisamente en la infraestructura turística.


Los reportes del interior del estado de Guerrero siguen dándose a cuentagotas y se esperan más noticias a lo largo de este viernes.

Comments

Rated 0 out of 5 stars.
No ratings yet

Add a rating
logotipo.png
primavera 3.jpg
bottom of page