Todavía tenemos el espíritu de Caín, afirma el papá sobre guerra en Ucrania


Previo a la tradicional bendición Urbi et Orbi con motivo del domingo de Pascua, el papa Francisco llamó hoy a la paz en Ucrania, en donde para el pontifice, se desarrolla "una guerra cruel e insensata".

El papa Francisco pronunció su mensaje desde el balcón central de la Basílica de San Pedro, y también pidió que Dios asista a los pueblos de América Latina donde, además de la pandemia de Covid, en algunos casos, "han visto empeorar sus condiciones sociales, agravadas además por la criminalidad, la violencia, la corrupción y el narcotráfico".


El obispo de Roma hizo mención de lo que califica como papa "incredulidad" que estamos probando con esta "Pascua de guerra", en obvia alusión a la guerra rusa en Ucrania, y lamentó que luego de la pandemia era momento para salir juntos de la mano, y en cambio "estamos demostrando que tenemos todavía en nosotros el espíritu de Caín, que mira a Abel no como a un hermano, sino como a un rival, y piensa en cómo eliminarlo".


Pidió dejar "entrar la paz de Cristo en nuestras vidas, en nuestras casas y en nuestros países", llamo a "que haya paz en la martirizada Ucrania, tan duramente probada por la violencia y la destrucción de la guerra cruel e insensata a la que ha sido arrastrada".

"Que un nuevo amanecer de esperanza despunte pronto sobre esta terrible noche de sufrimiento y de muerte", dijo Francisco tras celebrar la misa del Domingo de Resurrección ante unas 50 mil personas.

Demandó "que se elija la paz. Que se dejen de hacer demostraciones de fuerza mientras la gente sufre", y rogó porque "no nos acostumbremos a la guerra, comprometámonos todos a pedir la paz con voz potente, desde los balcones y en las calles".


De paso, pidió "para que los dirigentes de los países escuchen el grito de paz de la gente" y "que escuchen esa inquietante pregunta que se hicieron los científicos hace casi 60 años: ¿Vamos a poner fin a la raza humana o deberá renunciar la humanidad a la guerra?".


Añadió que enviaba su mensaje también a las "numerosas víctimas ucranianas, los millones de refugiados y desplazados internos, familias divididas, ancianos que se han quedado solos, a las vidas destrozadas y a las ciudades arrasadas".

logotipo.png
bandera comunidad 2.jpg