Suspende China colaboración con Estados Unidos en varias actividades


El ministerio chino de Relaciones Exteriores ha dado a conocer este viernes varias medidas, cómo respuesta a la considerada por muchos como innecesaria e irresponsable visita de la legisladora estadounidense Nancy Pelosi a Taiwán.


China ha decidido suspender la cooperación en la repatriación de inmigrantes ilegales con Estados Unidos, así como en la la asistencia judicial penal y en el control de drogas.


Asimismo, Pekin determinó frenar la colaboración con Washington en la lucha contra los delitos transnacionales y las conversaciones sobre la lucha contra el cambio climático.


Más aún, la cancillería china da cuenta de la cancelación de las llamadas telefónicas entre líderes de comandos militares y reuniones de trabajo entre las carteras de Defensa de ambos países, e incluso, las del Mecanismo de Consulta de Seguridad Marítima Militar.


El Ministerio de Exteriores de China anuncia también sanciones contra la congresista Pelosi y familiares directos a quienes acusa de "hacer caso omiso de la preocupación y la firme oposición" de China a su viaje a Taiwán y por "socavar la soberanía y la integridad territorial" del país.


Pelosi es acusada por China de "interferir en los asuntos internos de China" y "amenazar la paz y la estabilidad en el Estrecho de Taiwán", luego de que visitará la isla el miércoles, pese a los llamados de Pekín para no hacerlo.


Mientras tanto, China, continúa con sus maniobras militares a gran escala en el Estrecho de Taiwán y la aplicación de sanciones económicas contra algunos productos procedentes de la isla.


Los ejercicios militares incluyen fuego real y el lanzamiento de misiles de largo alcance, calificados por la presidenta taiwanesa, Tsai Ing-wen, como "un acto irresponsable".

logotipo.png
verano.jpg