Recuperación económica mundial es desigual, asegura OCDE: México 6% este año


La economía mundial está creciendo a un ritmo mucho mayor de lo que se preveía hace un año, pero la recuperación sigue siendo desigual y expone a los mercados, tanto avanzados como emergentes, a diversos riesgos, indica la OCDE en su última edición del informe de Perspectivas Económicas Provisionales.

En el caso de México, la OCDE preve un crecimiento de 6.3% en 2021 y de 3.4% en 2022. En el informe previo, se estimaba en crecimiento de 5% para este año y de 3.2% para el próximo.


En su informe la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico estima que, después del desplome de 3,4 % en 2020 por la pandemia de coronavirus, la economía mundial crecerá 5,7 % en 2021 y 4,5 % en 2022, ligeramente por debajo de la previsión hecha en mayo pasado. En el caso de la zona euro, se espera un crecimiento del PIB del 5,3 % este año y un 4,6 % en 2022. Las cifras de crecimiento en Estados Unidos fueron revisadas a la baja, ya que se prevé un alza del 6 % en 2021, casi un punto menos que la estimación anterior y del 3,9 % en 2022, (tres décimas menos). Una de las principales razones de la decepción de las expectativas es la pérdida de ritmo de vacunación, que empezó muy fuerte allí, pero se ha visto sobrepasado por buena parte de los países europeos. El producto interior bruto (PIB) mundial ya ha superado el nivel anterior a la crisis, pero hasta mediados de 2021 se había perdido alrededor de un 3,5 % si se compara con las proyecciones que se habían elaborado antes de que se hicieran sentir los efectos del coronavirus a comienzos de 2020. Los autores del estudio no se muestran alarmistas sobre las presiones inflacionistas de los últimos meses porque, aunque las anticipaciones son más altas para este año, se mantienen generalmente a un nivel moderado, si se excluye el caso de Estados Unidos. Calculan que en el conjunto del G20 la inflación interanual tocará techo a finales de 2021, con un 4,5 %, y se ralentizará a continuación para situarse en torno al 3,5 % un año después. La OCDE vuelve a insistir en que los Gobiernos deben utilizar todos los medios a su alcance para avanzar en la vacunación lo más rápido posible y en todo el mundo para salvar vidas y mantener a raya el coronavirus, porque la recuperación económica "seguirá siendo precaria e incierta" mientras no se consiga. A su parecer, hace falta más esfuerzos para que los países pobres puedan inmunizar a sus poblaciones "para su propio beneficio y para el beneficio mundial".