Recordando al gran "Compay Segundo" a 114 años de su nacimiento


Este 18 de noviembre nos viene a la memoria un enorme músico cubano nacido en 1907, justo un día como hoy, y me refiero al fabuloso Compay Segundo, quien en realidad se llamó Real Máximo Francisco Repilado Muñoz, nativo de Siboney, cantante y compositor de son cubano.


Compay era muy pequeño cuando aprendió el oficio de torcedor de tabaco y empezó a trabajar en la fábrica de habanos Montecristo para ayudar económicamente en su casa, lo que no le impidió empezar a tocar «de oído» la guitarra y el tres cubano, y a partir de ambos instrumentos, inventar uno nuevo, el armónico, una guitarra de 7 cuerdas, una de las cuales repite la nota sol.


Compay llegó a ser un popular compositor e intérprete, muy conocido entre los amantes de la música cubana, y comenzó tocando además el clarinete y el bongó, además de la tumbadora.


Estudió con el maestro Enrique Bueno y a los 15 años ingresó en la Banda Municipal de Santiago de Cuba como clarinetista, actividad que le aseguraba sueldo, le permitía en su tiempo libre cantar y empezar a componer sones. Su primera composición, el tema Yo vengo aquí, dedicada a una muchacha de la que se había enamorado, data precisamente de 1922.


Comenzó su carrera musical muy joven cuando compuso sus primeras canciones y en los años 30 formó parte de diversas agrupaciones artísticas de Santiago como el Cuarteto de Trovadores Orientales y el Cuarteto Hatuey. También fue vocalista del conjunto de Miguel Matamoros.


Al despuntar los 30’s, integraba el Cuarteto Cuba-nacán, que lo llevó a trabajar con el quinteto Cuban Stars con el que en 1934 se fue a La Habana y tras 2 temporadas como clarinetista en la Banda de Bomberos de Regla, formó en 1938 el Cuarteto Hatuey con Lorenzo Hierrezuelo, Marcelino Guerra Rapindey y Evelio Machín, hermano de Antonio Machín.


Con ellos vivió una época propicia que los llevó a México, y allí a participar incluso en el cine, en películas como Tierra brava y México lindo y querido.


En 1948, Repilado, como voz segunda y tocador de tres, funda con Lorenzo Hierrezuelo el legendario dúo Los Compadres. Lorenzo, como primer vocal se llamó Compay Primo y Repilado, como hacía de voz segunda adoptó el sobrenombre de Compay Segundo, que le acompañaría hasta el día de su muerte.


Los Compadres constituyeron todo un fenómeno de popularidad que se prolongó hasta 1955 cuando Reinaldo Hierrezuelo, hermano de Lorenzo, sustituyó a Compay Segundo quien a su vez forma un nuevo grupo al que bautiza como Compay Segundo y sus muchachos.


Paradójicamente, la fama internacional le llegó a Compay Segundo en 1997 con el disco Buena Vista Social Club, el cual ganó varios Grammy, y apareció también en la película del mismo nombre realizada posteriormente por Wim Wenders.


En los últimos años se presentó ante millones de espectadores y grabó 9 discos. No pudo cumplir su sueño de llegar a la edad a la que llegó su abuela, una persona esclavizada que murió libre a la edad de 115 años. Falleció en La Habana debido a una insuficiencia renal a la edad de 95 años, el 14 de julio del 2003.


logotipo.png
bandera comunidad 2.jpg