Miles de flores de Cempasúchil en avenidas capitalinas


Como parte de las festividades de Día de Muertos, el Gobierno de la Ciudad de México, inició a través de la Secretaría de Obras y Servicios la plantación de 260 mil flores de cempasúchil en los camellones y áreas verdes de las principales avenidas de la capital.


Se consideran 8 vialidades primarias para ser decoradas con esta flor, entre las que destacan: Paseo de la Reforma, de Periférico a Insurgentes; Canal de Miramontes, de Calzada del Hueso a Canal Nacional; Viaducto Río Becerra, de Puente La Morena a Viaducto Miguel Alemán; Congreso de la Unión, de Viaducto Miguel Alemán a Circuito Interior.


Asimismo, Calzada de la Viga, de Campesinos a Francisco I. Madero; Eje 6 Sur, de Javier Rojo Gómez a Gabriela Mistral; Avenida Chapultepec, de Circuito Interior a la Avenida Niños Héroes y Avenida Ocho, de Circuito Interior a Viaducto Río de la Piedad.


En total, se cubrirá una superficie de 28.4 kilómetros con esta flor, también conocida como tagete, clavel chino o clavelón de la India. Las flores utilizadas para adornar las vialidades son provenientes de los campos de cultivo de la Alcaldía de Xochimilco.


Además, previo a la colocación de las plantas de cempasúchil, se le da al suelo tratamiento y se le adiciona abono y tierra negra para hacerlo más fértil; y durante el tiempo que las flores decoren la ciudad, se regarán habitualmente para que se conserven en óptimas condiciones.


El nombre de cempasúchil procede de la palabra en náhuatl cempōhualxōchitl, que significa flor de 20 pétalos. De acuerdo a las tradiciones en nuestro país esta flor es un símbolo de la vida y la muerte, su intenso color amarillo o naranja representa el sol, que al acomodarla en forma de camino, se les indica a las almas el sendero por el cual deben continuar su camino a la dimensión eterna.












logotipo.png
PrimaveraPor.webp