Matrimonio infantil está matando a 60 infantes diariamente


Un estudio de la ONG Save the Children sobre el matrimonio infantil es más que preocupante: más de 22 mil niñas al año, equivalentes a más de 60 al día, mueren por esta situación.


Con motivo del Día Internacional de la Niña que se celebra este lunes 11 de octubre, la organización dijo en un comunicado que "se estima que más de 22 mil niñas al año mueren a causa del embarazo y el parto como resultado del matrimonio infantil".


El presidente y director ejecutivo de Save the Children, Janti Soeripto, señaló que "el matrimonio infantil es una de las peores y más mortíferas formas de violencia sexual y de género contra las niñas. Cada año, millones se ven obligadas a contraer matrimonio con hombres que a menudo son mucho mayores, lo que les priva de la oportunidad de seguir aprendiendo, ser niñas y, en muchos casos, de sobrevivir".


El informe apunta que casi la mitad de estas muertes se producen en África Occidental y Central, la región del mundo con mayor tasa de matrimonio infantil y donde la mortalidad materna en adolescentes es 4 veces mayor que en cualquier otro lugar del mundo.


Asia Meridional le sigue a los africanos con 2 mil muertes al año, Asia Oriental y el Pacífico contabilizan 650, en tanto que América Latina y el Caribe ocupa el cuarto puesto con 560 muertes anuales.


Según Save the Children, en los últimos 25 años, se evitaron casi 80 millones de matrimonios infantiles el mundo, pero la pandemia de Covid amenaza con revertir la tendencia positiva, al empeorar las desigualdades que impulsan esos matrimonios.


Dice además que "con el cierre de escuelas, los servicios de salud bajo presión o cerrados y más familias empujadas a la pobreza, las mujeres y las niñas enfrentan un mayor riesgo de violencia durante los cierres prolongados", indicó la entidad, advirtiendo que, según sus estimaciones se podrían concertar otros 10 millones de matrimonios infantiles, "dejando a más niñas en riesgo de morir", hacía el 2030.


El responsable de la entidad llamó a los Gobiernos a "dar prioridad a las niñas y garantizar que estén protegidas del matrimonio infantil y las muertes relacionadas con el parto prematuro".