Insiste la ONU en investigación independiente de masacre en Bucha


Luego de los dimes y diretes entre países occidentales, Ucrania y Rusia tras la presunta matanza de centenares de personas en la zona de Bucha en la región de Kiev, la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet opinó que se requiere una investigación independiente de lo ocurrido en la ciudad ucraniana .


En un mensaje subido a la pagina web de esa oficina de Naciones Unidas, la chilena dijo que "es vital que se hagan todos los esfuerzos para garantizar investigaciones independientes y efectivas sobre lo ocurrido en Bucha para asegurar la verdad, la justicia y la rendición de cuentas, así como la reparación y el remedio para las víctimas y sus familias".


Bachelet instó a exhumar e identificar los cadáveres para establecer las causas exactas de su muerte.


Más aún, dijo que la información sobre las matanzas de civiles en Bucha y otros lugares "plantea cuestiones preocupantes de posibles crímenes de guerra, violaciones graves del derecho internacional humanitario y en el ámbito de los derechos humanos".


Por su parte, la presidenta de la Comisión Europea, Ursula von der Leyen, destacó hoy que la Unión Europea está dispuesta a ayudar en la investigación de la presunta matanza de civiles en Bucha, que los militares rusos califican de escenificación


La fiscal general de Ucrania, Irina Venedíktova, señaló que las autoridades hallaron 410 cuerpos de civiles asesinados en la periferia de Kiev, en tanto que el Ministerio de Defensa ruso calificó las fotos y vídeos publicados de "un nuevo montaje", ya que durante la estancia de los militares rusos en la ciudad "ningún civil local sufrió agresión alguna".


El jefe del Comité de Investigación de Rusia, Alexandr Bastrikin, ordenó estudiar fotos y videos sobre los acontecimientos en Bucha, señalando que "según la información disponible" estos fueron difundidos para "desvirtuar la imagen de los militares rusos".


Autoridades ucranianas y los medios de comunicación occidentales difundieron el 3 de abril imágenes en las que aparecen cadáveres de civiles, algunos maniatados, en las calles de la ciudad de Bucha, localidad que estuvo bajo el control de las tropas rusas, que la abandonaron el 30 de marzo pasado.


El presidente de Estados Unidos, Joe Biden, dijo que su homólogo ruso, Vladimir Putin, debería ser juzgado por crímenes de guerra ante la posible matanza cometida por tropas rusas en la localidad ucraniana de Bucha.


"Tenemos que conseguir todos los detalles para que pueda haber un juicio por crímenes de guerra", dijo Biden en declaraciones a la prensa al llegar a la Casa Blanca desde el estado de Delaware. falta que se aporten las pruebas.


"Este tipo es brutal y lo que está ocurriendo en Bucha es indignante", añadió en referencia a Putin, a quien calificó de nuevo como "criminal de guerra" y del que dijo que "debería rendir cuentas" por lo sucedido.



logotipo.png
PrimaveraPor.webp