Fútbol, causa de aumento de casos de coronavirus en entidad australiana


La celebración de fiestas relacionadas con el fútbol australiano el fin de semana pasado, en dónde se incumplieron normas de distanciamiento social, es la causa de que aumentaran más del 50% los contagios diarios de coronavirus en el estado australiano de Victoria


De acuerdo con las autoridades, la ciudad de Melbourne, capital del estado, recibe usualmente la final del torneo en medio de un fin de semana largo, y ante la cuarentena vigente, 2 equipos de esa urbe disputaron el sábado la final por el título nacional en Perth, ciudad donde la pandemia está más controlada.


Reportes oficiales señalan que los rastreadores de contactos informaron que un tercio de los 1.438 nuevos casos de coronavirus reportados este jueves habían volado las normas al asistir a reuniones sociales en el feriado del viernes y en el día del partido.


El tiempo dirá si el aumento de contagios fue “un gran día rebelde” o forma parte de una grave y nueva tendencia, advirtió Jeroen Weimar, comandante de la repuesta al COVID-19 en Victoria, y precisó que "el día de hoy recalca las consecuencias de que cientos de personas bajen la guardia por motivos muy comprensibles, y todos estamos hartos”, refiriéndose a la cuarentena vigente en Melbourne.


Weinar agregó que "esta es una consecuencia de cientos de decisiones tomadas el viernes y el sábado de la semana pasada, y la cuestión ahora es cómo gestionamos esto de cara al futuro".


La cuarentena en Melbourne, sexta que se aplica desde el inicio de la pandemia, debe terminar el 26 de octubre, cuando se espera que 70% de la población de 16 años en adelante a partir de 16 años haya completado su vacunación.


Según el diario Herald Sun de Melbourne, está ciudad, la segunda más poblada de Australia, superará estos días a Buenos Aires, capital de Argentina, como la ciudad que ha tenido la cuarentena más larga del mundo con 245 días.


Victoria registró el miércoles 950 contagios y siete muertes, lo que representa 2 récords diarios.